Los moldes para tartas que necesitas para hacer los mejores dulces

Los moldes para tartas que necesitas para hacer los mejores dulces

Los mejores moldes para tartas

En las casas en las que gusta de hacer buenas tartas caseras, raro es que no haya moldes para tartas de calidad. Son uno de los pilares imprescindibles en su preparación, y algo que toda cocina debe tener si se va a experimentar con este mundillo, o si ya se tiene cierta experiencia en él. Básicamente, son lo que consigue la forma final que tanto imaginamos cuando pensamos en una buena tarta.

moldes para tartas

Pero debes saber que no existe un único tipo de molde, de hecho, hay muchísimas opciones distintas. Te vamos a guiar un poco en esta senda de la pastelería para que no te pierdas y, sobre todo, para que sepas cuáles son los moldes para tartas que necesitas tener en tu cocina.

¿Qué moldes para tartas necesitas sí o sí en tu cocina?

Existen muchos moldes de tartas diferentes. De hecho, solo hay que acudir a cualquier web especializada para comprobar que los catálogos se extienden con muchas variedades. Ahora bien, ¿cuáles son indispensables en la cocina de un amante de la repostería? Ya no tantos.

Aquí vamos a repasar los más necesarios dentro de esta enorme variedad disponible en tiendas. Si tienes los que te aconsejamos, no habrá tarta ni experimento que se te resistan, ni tampoco comensal que no se sorprenda con lo que eres capaz de hacer. No hay buena tarta sin un molde, y si tienes el mejor, esta será también mejor. Recuérdalo.

bizcocho

Moldes de silicona

Los moldes de silicona son ideales para hacer tartas. Para empezar, su componente principal puede soportar altísimas temperaturas sin deteriorarse ni nada por el estilo. Asimismo, cuentan con formas diferentes para que puedas hacer tanto tartas como bizcochos de toda clase. No se pegan, aunque se recomienda espolvorear bien con harina antes de echar los ingredientes, y son muy fáciles de limpiar.

También son muy flexibles, lo que hace que sean mucho más duraderos. Ahora bien, tienen un tamaño y forma únicos, cosa que les resta un poco de versatilidad. Siempre viene bien tener un par, pero debes comprar de diferentes tamaños para poder hacer tartas para más o para menos personas. Cuantas más opciones disponibles, mejor.

Moldes desmontables

Lo bueno de los moldes desmontables es que hacen honor a su nombre. Tienen una base con una textura pensada para evitar que se quede pegada la parte inferior de la tarta, del pastel o del bizcocho. Además, el borde que hace las veces de contorno se puede desacoplar fácilmente. Así, cuando termines de preparar tu tarta, puedes separar esta pieza para comer, dejando la base para que sujete bien.

Otra de sus ventajas, además del material del que está hecho este molde, perfecto para soportar horneadas durante horas y horas, es que la pared lateral puede modificar su tamaño. Cuentan generalmente con un sistema de cierre que facilita diferentes tamaños para que hagas las tartas tan grandes como quieras. O, al menos, tan anchas como quieras.

 

Moldes con formas especiales

Si vas a celebrar una fiesta o cumpleaños temático, los moldes con formas especiales son justo lo que estabas buscando. Los hay de todos los tipos. Algunos inspirados por Star Wars, otros por Harry Potter y hasta de Juego de Tronos o de personajes Disney. Existen tantas posibilidades aquí que es imposible listarlas todas, así que lo mejor que podemos decirte es que explores esta opción.

Lo que sí debes tener muy claro es que debes asegurarte de que estén hechos de buenos materiales y el diseño esté bien definido. Cuanto más lo esté, más se distinguirá esa forma especial en el resultado final. Funcionan mucho mejor con bizcochos que con tartas, la verdad. Aunque, igualmente, dan buenos resultados en ambos casos. Te aseguramos que sorprenderás muchísimo si los usas.

Moldes para galletas

Vale que no son moldes para tartas como tal, pero son algo ideal si vas a acompañar a una con más dulces. Existen moldes para galletas de todas las formas y colores, así que lo mejor que podemos decirte es que hagas acopio de una buena variedad para experimentar cuanto gustes. Recuerda que solo necesitas uno de cada forma para conseguir lo que quieres, ya que lo que harás será cortar la masa.

molde de galletas

También se pueden usar para hacer pequeñas tartitas o bizcochitos con formas. Serán muy pequeños, pero ideales como aperitivos dulces en caso de celebrar una merienda o querer hacer algo especial en una cena. Otra opción más a tu disposición para ampliar tu arsenal repostero y sorprender a quienes vengan a comer a casa.

Como hemos dicho, existen más moldes de tartas distintos, aunque estos son los más versátiles y necesarios. Si buscas ampliar más, siempre puedes echar un vistazo a los catálogos que hay dentro y fuera de la red y hacerte con lo que más te atraiga. Lo que te aconsejamos es que, al menos, dispongas de los aquí presentes.

Ideas, como preparar un cumpleaños

Ideas, como preparar un cumpleaños

Cómo organizar una fiesta de cumpleaños Preparar un cumpleaños puede ser una tarea muy emocionante. Si eres el encargado de organizar una fiesta de cumpleaños, tienes que invitar a todas las personas que quieres que estén en la fiesta, encontrar el lugar perfecto para...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This

Comparte esta idea

¡Comparte este post con tus amigos o guárdalo para más adelante!

Shares