Helados caseros

 

Cuando llega el calor, a todos nos apetece muchísimo un refrescante helado. Para aliviar a los niños de las altas temperaturas, no hay nada mejor, que darles de merienda un rico helado con sus sabores preferidos. ¡No se resistirán!

Existe una gran tendencia en los últimos años, de hacer nosotros mismos los helados en casa para los niños. Los helados caseros tienen muchas ventajas. ¿Quieres saber cuales? ¡Te contesto rápidamente! En primer lugar, son más económicos que los comprados en cualquier supermercado, y en segundo lugar son muchísimo más sanos, porque tú mismo eliges los ingredientes, y evitas que los niños consuman colorantes y conservantes artificiales. De esta forma, ellos comerán más naturalmente y tú ahorrarás dinero.

Además, elaborar helados caseros permite, entre otras cosas, utilizar frutas como ingredientes, siendo así una manera fácil de incentivar a los niños a su consumo. Para hacer helados caseros no necesitas una heladera, tan solo necesitas tu imaginación, y utilizar como ingredientes una base grasa como la nata o los huevos y las frutas ácidas que más te apetezca, porque evitan la cristalización de la crema base, y su sabor será más intenso y refrescante.

Te dejo por aquí, una serie de recetas de helados caseros con frutas muy fáciles de hacer y súper refrescantes. ¡Anímate a probarlos! Seguro que a tus hijos les encantarán.

¡Vamos allá!

 

Helados para niños

Fuente: i24mujer.com

Receta de helados caseros con frutas

Estos helados refrescarán a los niños y les aportará todas las vitaminas de la fruta. Son muy saludables, y muy sencillos de elaborar. Así que, ¡manos a la obra!

Ingredientes:

  • Frutas ácidas como Kiwi, fresa, piña, melón, uvas, etc
  • Azúcar
  • Agua

Elaboración

En primer lugar, licua las frutas que has seleccionado para este postre, después añade dos cucharadas de azúcar y unas gotas de limón para que no se oxide la fruta. Y por último, distribuye la mezcla en unos moldes como pueden ser unos vasos de plástico o unas tazas de café. Para que sean más sencillos de comer, puedes añadir una paleta en el medio. Tan sólo te queda meterlos en el congelador y esperar unas horas. Y tachán, tachán… ya podrás disfrutar de estos saludables helados.

¿Te han parecido fácil de elaborarlos?

 

 

Helados infantiles

                                          Fuente: guíainfantil.com

 

Receta de helado casero de limón

La preparación de este helado es muy sencilla. Puedes pedirle al peque que te ayude en la elaboración. ¡Juntos os lo pasareis bomba!

Ingredientes:

  • 4 limones (250 ml. de zumo de limón)
  • 225 gr. de azúcar
  • 250 ml. de agua
  • 2 claras de huevo
  • 300 ml. de nata para montar

Elaboración

Lo primero que tienes que hacer, es exprimir los limones porque vas a necesitar el zumo que salga de ellos. A continuación, prepara un almíbar ¿ sabes hacerlo? no te preocupes porque es muy sencillo. Pon a calentar en un cazo el azúcar y el agua durante unos 5 minutos hasta que espesen. Cuando se enfríe, lo mezclas con el zumo de los limones. Después, añade el almíbar a la nata y mézclalo haciendo movimientos envolventes. Monta las claras a punto de nieve con una pizca de sal, y añade la mezcla anterior. Bate todo con movimientos envolventes. Y por último, cuando enfríe la mezcla, viértela en la heladera y si no dispones de ella, vierte la mezcla en un recipiente lo más plano posible y ¡al congelador!.Remueve cada media hora durante tres horas.

Simplemente por escribir esta receta se me cayendo la baba. Mmmmm…

 

 

Helados con fruta

Fuente: recetasgratis.net

 

Receta de helado de yogur con frutas del bosque

Este helado es ideal para adultos y niños a los que les encanta las frutas del bosque. Y además aporta vitaminas, antioxidantes y fibra, ¡está muy rico!

Ingredientes:

  • 3 yogures griegos sin azúcar
  • 150 gr. de frutas del bosque (arándanos, fresas o frambuesas)
  • 75 gr. de azúcar (opcional)

Elaboración

Empieza lavando la fruta y cortándola en trocitos muy pequeñitos. Mézclala con el yogur griego y el azúcar. Una vez que esté bien mezclado, vierte la mezcla en unos moldes para helados, y mételos en el congelador durante al menos 6 horas. Una vez pasado el tiempo necesario ya estarán listos para consumir.