Foto: Eats Amazing

Hacer unos aperitivos originales no tiene ningún misterio, aunque a veces las buenas ideas tardan un poquito en surgir. Por eso, en Fiestas y Cumples, tenemos algunos artículos llenos de inspiración para que te animes a preparar recetas para fiestas infantiles o simplemente por placer. Hoy, por ejemplo, vamos a hacer unas rodajas de zanahoria con queso que son fantásticas.

Rodajas de zanahorias con queso: ideas originales

Puede ser que a los peques les cueste un poco comer la hortaliza. Además, la zanahoria cruda puede que no sea muy atractiva, pero es un snack muy saludable con un montón de propiedades positivas. Estos son los ingredientes que necesitarás:

  • Una zanahoria gruesa
  • Una barra de queso
  • Cortadores pequeños de galletas
  • Un cuchillo
  • Un rallador

Primero limpiamos la zanahoria, después cortamos los extremos y la pelamos con el rallador. Quizá podamos contar la ayuda con algún joven chef de la casa, quién sabe.

A continuación, cortamos rodajas de más o menos medio centímetro. Que sean finas, pero no tanto como para que puedan romperse. Después hacemos lo mismo con la barra de queso buscando un grosor lo más parecido posible.

Ahora que tenemos las láminas, procedemos a usar los moldes de galletas. Primero presionamos en el corazón de la rodaja de zanahoria y retiramos la parte cortada. Podemos usar diversos moldes para tener más formas y más variedad, como en la imagen. ¿Verdad que queda encantador?

Luego hacemos lo mismo con el queso, aunque con este ingrediente tenemos que tener más cuidado porque puede partirse. Retiramos el “relleno” del molde con cuidado y lo transferimos a la zanahoria. Una vez ensamblado, ¡ya tenemos nuestro snack saludable!

Presentación en mesa dulce

A la hora de presentarlo, puedes dejarlos simplemente en el plato o puedes utilizar una brocheta de madera para que se vea como una especie de piruleta. La verdad es que es muy mono y puedes utilizar tus quesos favoritos.

Fuente: Eats Amazing