Barquillos de galleta con mouse de fresa

El otro día os dabamos la receta de barquillos para poder preparalos en casa. Hoy vamos a hacer un postre muy rico y sencillo utilizando los barquillos como recipiente para el mouse de fresa

INGREDIENTES

para los barquillos:

100 gr harina de trigo,
120 gr de mantequilla
100 gr de azúcar,
2 claras de huevo,
un sobrecito vainillina
Para la mousse:

200 gr de fresas,
2 dl de nata,
100 gr de azúcar glasé
Para el acabado:
40 gr de fresas,
menta fresca

PREPARACION

En una sartén pequeña, fundir la mantequilla a fuego muy bajo, incorporar la harina, previamente tamizada. Añadir el azúcar y las claras de huevo batidas, y mezclar bien hasta obtener una pasta suave. Incorporar la vainillina, terminar de amalgamar los ingredientes y dejar reposar el compuesto en la nevera durante unos 20 minutos. Untar con mantequilla una bandeja para el horno y, a cucharadas, distribuir la pasta por encima, extendiéndola luego con el dorso de la cuchara; realizar 6 formas ovaladas de unos 16 cm de largo por 8 de ancho. introducir la bandeja en el horno, previamente calentado a 200°C, y cocer los barquillos durante 7 u 8 minutos, hasta que el borde empiece a tomar color.

Manteniendo la bandeja sobre la boca del horno abierto, separar rápidamente los barquillos con una espátula de madera, de uno en uno. (Para que los barquillos adopten la forma adecuada, hay que trabajarlos en caliente. Utilizar varios moldes a la vez para hacer más rápida la operación.) Mientras aún están calientes, colocar cada barquillo sobre un pequeño molde invertido; perfilarlo para darle forma presionando ligeramente con la palma de la mano y pellizcándolo por los extremos. Dejar enfriar el barquillo durante unos instantes y separarlo delicadamente del molde. Preparar la mousse de fresas. En un cuenco, montar la nata; lavar rápidamente las fresas en agua helada, secarlas delicadamente con un paño y quitarles el peciolo.

Pasarlas por la batidora junto con el azúcar glasé e incorporar delicadamente la nata montada. Preparar el acabado. Pasar las fresas por agua fría, secarlas y quitarles el peciolo. Con un cuchillito muy afilado, cortar 6 fresas por la mitad y el resto en rebanadas muy finas. Poco antes de servir el postre, distribuir la mousse en los barquillos preparados; poner en los extremos 2 medias fresas y, en el centro, 4 rebanadas de fresas dispuestas formando una flor. Completar con las hojitas de menta.

Esta receta admite infinidad de posibilidades, tantas como variedades de mousse se pueden realizar, probar con frambuesas o frutas del bosque, si se quiere consservar la línea maestra de la receta, o elegir una mousse de castañas si se trata de darle un vuelco. Los adornos han de ir a tono con la opcion.

¿Te ha gustado? Compártelo:

Twitter Facebook Pinterest Google Plus

Otros postres, Postres y Tartas

,

2 comentarios

Comments

Deja un comentario

¡Estamos encantados de tenerte aquí! Introduce tus datos debajo para poder podmentar. Los campos obligatorios son los que están marcados con *