Foto: Sugar And Cloth

Aquí os dejamos con un DIY fantástico por dos motivos: es precioso, de una dulzura tremenda y, además, ¡es muy fácil de hacer! Es de esos DIY de decoración que dan gusto porque podemos ver que nos va a quedar como en las fotos y no como una chapuza frustrante (para quien, como y0, sea un tanto patosa y “manosa”). Es un DIY de decoración bonito, original e ideal para preparar los platos para fiestas infantiles. ¿Quieres saber cómo se hace?

Ideas originales para decorar: plato de confetti

Foto: Sugar And Cloth

Por aquí nos encanta el confetti, ¿verdad? Es una explosión de color y alegría que solo tiene connotaciones positivas, así que, ¿por qué no usar esa idea para decorar platos de cerámica? No sé cómo no lo he pensado antes, pero Sugar And Cloth se ha encargado y la verdad es que les ha quedado hermosísimo.

Materiales:

  • Platos blancos
  • Pintura acrílica
  • Bastoncillos para los oídos
  • Acabado en spray no tóxico

Foto: Sugar And Cloth

Una vez hemos reunido los materiales, es bastante sencillo ponerse manos a la obra con esta manualidad. Ya que trabajamos con pintura, es buena idea ponernos en un lugar con ventilación (si puede ser al aire libre, mejor todavía).

En un platillo que tengamos o en un recipiente de plástico, ponemos unos pegotes de pintura de los colores que más nos gusten. Yo utilizaría una tapa de una caja de Ferrero Rocher, pero vamos, puede socorrernos cualquier cosa. Usamos los bastoncillos como pinceles y distribuimos la pintura desenfadadamente. La técnica es simple: círculos y algún restregón alargado, así parecerán fideos de colores.

Foto: Sugar And Cloth

Dejamos secar completamente y, por último, aplicamos una capa de algún tipo de acabado en spray que no sea tóxico, por supuesto, ya que lo vamos a usar con la comida.

Fuente: Sugar And Cloth