Cakepops de Frankenstein hechos con nubes de marshmallow

¿Hambre de Halloween? ¿Qué te parecen estos Frankenstein para añadir a la celebración de la Noche de brujas? Son muy sencillos de hacer, tanto que será como poner a los niños a jugar a ensamblar las piezas que compondrán estas cabezas. Porque aunque tienen forma de cakepops, no tienen bizcocho en su interior. A continuación, te decimos cómo hacerlos.

Ingredientes:
Nubes de chuches o marshmallows
Sanding sugar o azúcar gruesa decorativa negra
Glasa o icing negro
Chocolate blanco en gotas de color verde (o blanco y añadir colorante alimentario verde)
Ojos de azúcar para postres
Palos de madera

Paso a paso:
1. Coloca una hoja de papel de hornear en la encimera, para dejar que las piruletas reposen una vez hechas. Ensarta una nube en el extremo del palo de la piruleta, asegurándote de girar el palito dentro de la nube para que agarre mejor. Reservalo a un lado.
2. Derrite chocolate blanco mezclado con colorante verde alimentario de acuerdo a las instrucciones del paquete (aproximadamente, introdúcelo en un bol y calienta a golpes de 30 segundos, remueve y vuélvelo a meter otros 30 hasta que veas que ha derretido). Mientras tanto, habrás puesto en un recipiente bajo un puñado de azúcar gruesa o “sanding sugar” para decorar la cabeza. Introduce cada nube en el chocolate derretido, asegurándote de que toda la nube quede cubierta. Si lo prefieres, también puedes echar el recubrimiento por encima ayudándote de una cuchara. Deja que el exceso de chocolate escurra y forme una capa uniforme.
3. Para hacer el pelo, moja la parte de arriba de la nube ya cubierta en el azúcar coloreado con colorante negro antes de que el chocolate se enfríe. Inclina un poco la parte superior para que el azúcar cubra mejor la cabeza de Frankie.
4. Elige el mejor perfil, o la mejor parte de la piruleta para hacer la cara de Frankenstein. Después coloca la piruleta en el papel de hornear con la parte que hayas elegido para hacer la cara hacia arriba. Pega los ojos mientras que el recubrimiento verde todavía está húmedo. Repite el proceso con los siguientes.
5. Deja que el conjunto se endurezca por completo. Cuando esté seco, coge un palillo y sumérgelo en la mezcla de chocolate verde. La gota resultante úsala para hacer la nariz. El resto de elementos faciales -cicatrices, cejas, orejas. Boca, tornillo…dibújalos con glasa o gel icing negro.

Ya está! Estos monstruos ya están listos para ser devorados.

Vía Cheryl Style

¿Te ha gustado? Compártelo:

Twitter Facebook Pinterest Google Plus

HALLOWEEN

Deja un comentario

¡Estamos encantados de tenerte aquí! Introduce tus datos debajo para poder podmentar. Los campos obligatorios son los que están marcados con *